*

2149614.jpg

Diana Bolocco y los dos primeros meses de su hija Gracia: “Están todos chochos con esta muñequita”

Autor: admin_copesa / 12 julio, 2015

El nacimiento de Gracia Sánchez Bolocco fue un acontecimiento. La preciosa hija de Diana Bolocco y Cristián Sánchez fue celebrada en los matinales y otros espacios televisivos. Y ahora que cumplió dos meses, Diana cuenta en esta entrevista con glamorama.latercera.com cómo ha sido la llegada de la primera niña a su familia y proyecta el bautizo de Gracia, que arriba aparece retratada por www.isabelcorreafotografia.cl a días de nacer .

 

¿Qué ha sido lo más difícil desde que nació su hija?

 

Diana Bolocco: “Como es mi cuarta guagua, la verdad es que uno ya tiene experiencia. Cuando se es mamá primeriza todo es más complejo y difícil, porque hay mucho más ansiedad. En cambio, con el cuarto hay muchas cosas que ya sabes y tienes menos ansiedad, menos preguntas y más experiencia.

 

“Te diría que no ha sido difícil.  Pero sí ha sido cansador, como todas las guaguas, porque demandan mucho. Además, a mí me gusta amamantar a mis guaguas el máximo tiempo posible. A mis otros tres hijos les he dado ocho meses de leche materna, por lo que es demandante, y es cada tres horas. Ella nació en parto normal, pero fue chiquitita, por lo que necesita harta leche. Así es que en eso estoy. No me queda mucho tiempo para nada.

 

“Aparte de lo cansador, es lindo. La miro y las mamás me van a entender, se te olvida todo en cansancio de no dormir, porque es exquisito. Esa sensación que te necesiten tanto, hasta para alimentarte, es un poco agobiante, pero maravillosa”.

 

¿Cómo ha visto a Cristián? Debe estar chocho…

 

“Cristián es un súper papá. Súper apañador. En las noches, cuando la guagua llora, nos turnamos, él o yo. Pero te diría que en esta pasada está mucho más preocupado de Facundo, que se ha resentido un poquitito por la llegada de su hermana, y está mucho más regalón. Cristián está súper preocupado de él. Si Facundo tiene una pesadilla o algo, él va. Así es que nos turnamos. Yo me hago cargo de la Gracia y él de Facundo”.

 

¿La bautizarán?

 

“Sí, la vamos a bautizar. Pero no todavía. En un tiempo más. En esta oportunidad Cristián eligió al padrino y yo a la madrina. Y la madrina ya sabe, pero el padrino no. Imagínate. Es un poco despelotado en ese sentido.  Pero como hay uno de ellos que todavía no sabe…

 

“Queremos que mejore un poco el clima y el aire, porque la hemos sacado dos veces y se resfrió, la pobre. Nada grave, pero nos dio mucho susto. Hay muchos virus sueltos. No la sacamos de la casa. Así es que vamos a esperar que el clima mejore para bautizarla”.

 

¿De aquí a fin de año?

 

“Probablemente sí. Nosotros, en general, somos bien poco planificados. Pero ahora nos estamos cambiando de casa. Estamos en los trámites. Y cuando nos cambiemos de casa, ahí vamos a tener tiempo de organizarle algún bautizo. Nosotros siempre hacemos algo súper tranquilo. Con Facundo fue la pura familia, los padrinos y nada más. No hacemos la gran celebración”.

 

¿Y Cecilia debe estar feliz con su nueva sobrina?

 

“Están todos fascinados. Por mi lado es la menor y va a ser siempre la menor, porque ya mis hermanos no van a tener más hijos. Todos chochos con esta muñequita. La vienen a ver. La regalonean. La cuidan. No solo Cecilia, sino que todos mis hermanos: la Verónica, Juan Pablo”.