*

Glamorama
Pamela Díaz se consolidó en la TV chilena. FOTO: EDUARDO ANGEL / GLAMORAMA

El triunfo de Pamela Díaz: “Ahora me aman… ¡Me costó 20 años!”

Autor: Carlos Zúñiga / 25 mayo, 2018

Pamela Díaz quedó con un sabor amargo esa noche de 1999 salió segunda en el Miss Chile. Anhelaba el primer lugar. El cariño de la gente. Las luces. Casi 20 años después tiene muchísimo más que eso.

Hoy es animadora top con el programa La Noche es Nuestra, junto a Jean Philippe Cretton y Felipe Vidal. Rostro de Chilevisión. Una de las mujeres más queridas por el público. Adorada por su “people”. Fenómeno en Instagram. Dueña de la tienda Fieras. Figura publicitaria de los supermercados Santa Isabel. Mamá y esposa feliz.

Pero “la fiera” conserva su sinceridad a toda prueba y, al evaluar su largo camino al éxito, da uno que otro zarpacito:

¿Considera que ha tenido una carrera lenta?

“Ha sido lenta, pero con matices. He tenido la opción de hacer cosas más rápidas y distintas. Estuve en farándula y todo el mundo me decía ‘sal de la farándula’. Amo la farándula, me encanta.

“Hice lo que me dieron oportunidad de hacer. Tomé la mayoría de las cosas que me ofrecieron. Gracias a Dios me pagaron muy bien, así es que no fue una cosa que te puedes quejar ni nada.

“No tengo ningún drama en ser panelista, ni tampoco tengo el ego de que, ahora que animo, vaya a retroceder y ser panelista. Probablemente termine de panelista después”.

El mostrarse tal como es genera cosas.

“Hoy me pasa algo muy divertido: donde voy es como ‘¡ídola, te amamos, eres nuestra mejor amiga!’. Y gente de todos lados. Estuve en el cumpleaños de la Marcela Vacarezza y todas sus amigas, así como abogadas, me decían ‘te amamos, weona’. Ahora me aman poh. ¡Me costó 20 años!”

“Me pasa a mí con la Diana Bolocco, que es una mina que puede mostrar su casa, que no tiene envidia por ninguna persona, que es súper segura, que se agarra para el leseo ella misma. Yo me he agarrado para el leseo, he dicho que me he operado entera, para que nadie me webée. Uno se hace un autobullying. Yo sé qué va a venir el día después”

Pasó por etapas polémicas y ahora está más lúdica. ¿Algo le hizo click para cambiar el switch?

“En general yo soy así, súper pelusona, buena para el leseo. Nunca me van a ver triste. No me gusta la gente que anda triste, me incomoda. Pero en ese tiempo no funcionaba ser muy lúdica. Funcionaba más el atacar, el que nadie te respondiera. Y el que te respondía sabía que le ibas a responder tres veces peor. No había para reírse.

“Fueron 10 años de farándula heavy. ‘¿A quién hay que atacar?’. Fue un hilo de problemas. Me peleé con todo el mundo”

¿Se arrepiente?

“No, a mí me encanta discutir. Disfruto. Me gusta dejar a la gente callada. Nunca peleo porque a mí se me ocurrió pelear. Me tienes que decir algo que me molestó o me meto en cosas que no debería meterme. A lo mejor lo que me tiraste es menor, pero a mí me molestó y dejo la cagá. Ahora me trato de controlar. Felipe Vidal y Jean Philippe Cretton me dicen ‘control de ira’, porque a veces grito mucho”.

¿En esa etapa vivió algún episodio doloroso, que le haya marcado?

“El que no me creyeran con lo del video de Primer Plano. Siempre dije la verdad, que me investigaran, que buscaran a la persona que de verdad había subido el video. Sentía que afectaba a todo un equipo.

“A mí me obligaron a pedir disculpas. No las di. Después me echaron, justo recién teniendo a Mateo, me estaba separando y salí de televisión. Tuve que ser la showoman con (Ernesto) Belloni y ahí parto de nuevo con otra etapa de mi vida. No tenía espacio en televisión, nadie me pedía ninguna cuña, no me pescaban de ningún lado. Era ‘peligrosa’”

¿Algún ejecutivo le pidió cambiar?

“No le hago caso mucho a mis ejecutivos. Recién ahora los conozco. En general no soy de ir a comer con los ejecutivos, no soy de ir a reunión con ellos. No negocio nada mío. Lo hace mi papá”

¿Le gustaría tener un programa propio, como Kathy Salosny o Diana Bolocco?

“Si le va a ir como les fue a ellas, no. ¿Para qué? (Rie). No, no me gustaría”

“¿A qué conductora admira?

“A Karen Doggenweiler. Siempre lo he dicho. Me encanta. La amo”

¿Pero alguna otra? ¿Diana Bolocco, Tonka Tomicic, Carola de Moras?

“No, no, no”

¿Por qué no?

“Tonka es una galla digna de admirar en muchas cosas. Es seca. Hace un rol, aunque no la encuentro para nada transparente, pero la gente le cree. Es una de las más creíbles a nivel de auspiciadores. De hecho, se las lleva todas, y eso es admirable. Pero de ahí a sentirme identificada por su personalidad, con su forma, nada”

¿Y Carola de Moras? Ha compartido con ella.

“Sin comentarios. Yo creo que es la copia mala de Tonka Tomicic”

Su Instagram suma más de 900 mil seguidores. ¿A qué se debe el éxito?

“Es que en mi Instagram hay días que estoy de buena, alegre, haciendo videos y tonteras todo el rato, y hay días que no tengo ganas de comunicar mucho. Igual hablo con todos, me llevo bien con todo el mundo.

“Trato de mostrar cuando llego a mi casa, grabamos los programas, me junto con Viñuela, cuando me maquillan y estoy sin maquillaje. El otro día hicimos un tutorial de maquillaje y estaba en 200 mil (reproducciones), y yo estaba sentada y parecía un mimo mientras me maquillaban. La gente se identifica y lo pasa bien”

Sobre moda, ¿cómo siente que ha cambiado su estilo?

“Me visto como me sienta, como tenga ganas. No me interesa mucho llevar la moda como corresponde, porque hay muchas cosas que no me quedan bien. Soy pechugona y me gusta mostrar las pechugas. Pero por lo general no sigo mucho la moda”

Pero tiene una tienda: Fieras by Pamela Díaz.

“Ahí sigo la moda. Tengo que vender y a la gente le tiene que gustar. Vamos en la tercera tienda, abrimos en Rancagua. Las otras en Puerto Varas y el Apumanque.

“Pero un día puedo vestirme con harto brillo, nada que ver para la mañana, y con harto escote. Y hay días que quiero andar como niñita buena. Como que juego un poco de acuerdo a mi forma de ser”

¿Se arrepiente de algún look?

“Estuve rubia, pero dos tipos de rubia: Rubio con chochos y rubio liso, el cual me gustó. Colorina me gusto, no me molestó, pero a mucha gente no le gustó.

“No me tiño más el pelo. Tendría que ser una cosa muy bien pagada. Pero si no, no. Tuve todos los colores, y las extensiones, cuando se quedan peladas, porque a mí se me cayó el pelo”

¿Y un look que quiera olvidar de alguna gala o evento?

“Es difícil que te arrepientas de algo, porque cuando uno se viste y se ve, te crees la más linda del mundo. Pasa que de ahí a cuando caminas por la alfombra roja, parece que no era tan bonito. Por ejemplo, en Vértigo, me sacaba fotos y me veía mina, pero en televisión no me gustaba. Y el hecho de tener cinco kilos, seis kilos de más en la televisión me molesta. Es una lata”

¿Cómo se cuida? ¿Alguna dieta?

“Me hice una manga gástrica seis meses antes de quedar embarazada, ¿puedes creerlo?, ¿seré weona? Y quedé embarazada altiro. ¿Seré estúpida? Pero bueno, he madurado

“Me encantaría ir al gimnasio, pero no tengo esa capacidad. No puedo. ¿Hace cuánto que no voy al gimnasio? Perdí la cuenta… ¿Cinco años?”

Con Fernando Téllez, su marido, se le ve bien, enamorada.

“Hay días que no lo soporto, hay días que lo amo; hay días que quiero ver a los niños, otros que no quiero ver a ninguno, como cualquier mamá”

¿Y el matrimonio por la iglesia?

“Pucha, tenía todo preparado, pero en la iglesia me encontré que tener un abogado eclesiástico era muy caro. Y el proceso se demoraba un año y seis meses, más o menos, y tenía que donar un porcentaje de mi sueldo a conciencia a la iglesia”

“Me molestó eso de ‘a conciencia’, donde te averiguaban poco menos que cuanto tenía que pasar, y además pagar un abogado. Ná que ver”

De la TV, ¿a quién invitaría a su boda?

“A muy pocos… Al Jose (Viñuela), la Maldonado, el Rafa (Araneda), Willy Sabor, Jean Philippe, Felipe. Es que a medida que vas trabajando vas teniendo más partner. Pero solo invitaría con quienes me llevo bien”.

ESTA ENTREVISTA FORMA PARTE DE LOS CONTENIDOS QUE GLAMORAMA PUBLICA LOS VIERNES EN EL DIARIO LA CUARTA.