*

Glamorama

El tremendo raspacachos de Julio César Rodríguez a quienes estarían mal aconsejando a María José Quintanilla

Autor: Equipo Glamorama / 1 septiembre, 2018

“Los animadores, para ser número uno, tienen que hacer farándula”, aseguró anoche Julio César Rodríguez, refiriéndose al supuesto mal consejo, de vetar a periodistas de farándula, que recibió María José Quintanilla.

La cantante y panelista de Mucho Gusto aseguró esta semana que no hablará más con los profesionales de este tipo de periodismo.

Los noteros de los matinales Muy Buenos Días y La Mañana, y de los programas Intrusos y Primer Plano, la esperaron a la salida de Mega para consultarte por los dichos que emitió sobre ella Kathy Orellana, ex compañera de Quintanilla en Rojo.

La intérprete de Fue Difícil respondió: “Yo hace días tomé la decisión de ya no hablar con programas de farándula”.

Por eso anoche en Primer Plano analizaron durante más de una hora esta decisión de Quintanilla, y los dichos de personajes como María Jimena Pereyra, Karen Bejarano y la misma Orellana, quienes han manifestado cosas poco favorables a la cantante.

En el estelar de Chilevisión, Julio César Rodríguez compartió la teoría de que Quintanilla es una tremenda comunicadora. Que estaría enfocada en convertirse animadora y que tiene las herramientas necesarias para enfrentar de una manera más amable, o juguetona, a la prensa de farándula. Pero que no lo hace porque, supuestamente, estaría mal aconsejada.

Estas fueron parte de las palabras Rodríguez:

“Cuando en Mucho Gusto todos cuentan historias de ellos, es farándula. Ellos están haciendo farándula. Farándula inclusiva, porque están hablando de ellos, no están pelando a otros. Pero finalmente es farándula y son historias de celebridades.

“Entonces, se maneja ahí un tema bien inconsistente. Además, la María José tiene las herramientas para salir jugando. Porque hay otros que no tienen herramientas, que son más tiesones, que pasan con el vidrio cerrado, que son enojones.

“Pero la María José tiene ángel, es divertida. Nosotros la conocemos. Es chistosa, chistosísima. Tiene todos los elementos.

“También yo admito que sale el notero y pregunta como si estuviese preguntando por la tercera guerra mundial. Pero si ella tiene todas esas herramientas, puede salir diciendo ‘oye, ¿sabes qué? La Kathy está puro leseando’.

“Pero eso de ‘yo no hablo con ustedes’. Siempre interponiendo los buenos y los malos. Los que están bien y están mal. Lo ético y lo anti-ético. Son estos mismos periodistas los que después te van a salir preguntando por algo bueno.

“Lucho Jara, por ejemplo, es cantante y conductor de televisión. Y solo a unos metros, cada día, María José tiene a un ejemplo que es Luis, que es un tremendo cantante y conductor de televisión.

“Lo que tú no puedes hacer nunca en esta industria es no ser una persona por lo menos respetuosa con tus compañeros de trabajo, con tus compañeros de industria.

“Lo que yo estoy diciendo simplemente es que baje el vidrio y, en vez de decir ‘no, yo no hablo con ustedes’, puede decirle ‘oye, la Kathy que es loca, la voy a llamar por teléfono’. Ella tiene miles de herramientas.

“Lo que me tiene sorprendido es que la María José es súper chistosa, divertida, espontánea, tallera. Tiene miles de herramientas para que, cuando tres personas le antepongan tres micrófonos, pueda decir algo. Alguien la aconseja mal y le dice ‘oye, di que no vas a hablar con los medios’.

“Ya que estamos hablando del mismo Mucho Gusto, Lucho Jara a veces baja el vidrio sin saber qué le van a preguntar y se lo han tenido semanas para el paipeo. Lucho Jara es para que pasara rajao, a 120. Y él siempre para. Su auto para, vaya él o vaya alguien manejando.

“Baja el vidrio, y cuando está complicado con alguna cosa, va y dice ‘pucha, esto me complica porque es un amigo’. Como cuando le preguntaron por Alvaro Salas. Pero nunca dice ‘no, sabí que la farándula no. No me meto con ustedes, los medio de farándula’, y la cuestión.

“Y Lucho Jara de repente está con cuestiones, pifias, mil cosas, que uno dice ‘yo que Lucho Jara no paro’. Y él para, baja su vidrio, mira y responde con respeto a todo.

“Los animadores, para ser número uno, tienen que hacer farándula. Martín Cárcamo hace farándula en su matinal y ha hecho farándula en otro momento. Trabajó en Primer Plano, hizo entrevistas.

“La Tonka lo mismo. Cuando tiene que hacer el panel de farándula no empieza a decir ‘ay, que no me gusta, voy a ponerme a llorar’. No. La Tonka agarra sus tarjetitas, yo trabajé con ella, farándula, cosas que le tienen que haber desagradado, se sienta y hace el programa, y opina y se mete.

“Lo mismo podemos hablar de Karen Doggenweiler, Cristián Sánchez, que animó SQP, Lucho Jara, que ha tenidos sus estelares. O sea, no puedes tener un prospecto de televisión sumamente exitoso y decirle, a los 27 años, ‘tú no hables de farándula'” –MIRE AQUI EL VIDEO. PARTE 2. DESDE EL MINUTO 50-.