*

Glamorama
Kel Calderón y Raquel Argandoña en una foto de archivo publicada por el sitio de Alfombra Roja, www.ar13.cl

Kel echó al agua a Raquel Argandoña: Le vigila cada paso que da

Autor: Equipo Glamorama / 5 octubre, 2018

Es conocido que Raquel Argandoña es una mamá más que preocupada por sus dos hijos. Pero hoy su hija mayor, Kel Calderón, reveló en Bienvenidos detalles inéditos de la relación con su madre:

Tonka Tomicic: “¿Tú eres igual de crítica con ella?, ¿o ella te gana?”

Kel Calderón: “Ella es mucho más crítica que yo con ella, y conmigo es mucho más crítica que probablemente con los demás. De repente tiene razón.

“Nosotros, cuando ya la convivencia en la casa era un poquito insostenible, porque mi comadre es ‘mi casa, mis reglas’. La hora que se come, la pasta de dientes te la tiene en el cepillo, te tiene la ropa del día siguiente. Entonces, yo me fui a vivir sola y ahí todo mejoró”.

Tomicic: “¿En serio así es tu mamá?”

“De hecho, ahora me fui a Miami con ella y los primeros seis días bien, mi mamá regalona. Pero te juro, la pasta de diente estaba en el cepillo, el desayuno servido, el libro que me tenía que leer estaba sobre la cama”

Monserrat Álvarez: “La pasta en el cepillo, ¿no puedo creerlo? ¿Es como un tic que tienes?”

Argandoña: “Es para que no se le olvide lavarse los dientes”

Kel: “Tú te despiertas y ella ya cocinó, lavó, hizo el aseo, fue a reservar la silla de playa. Y cada vez que viajo encuentro una decoración diferente en mi departamento. Me cambió la luz del baño, cambió la cortina, había una decoración que no le gustaba entonces la mandó a la bodega, le cambió el horario a la nana. Todas esas cosas hace mientras yo no estoy en mi departamento”

Alvarez: “¿Tiene llaves?”

Kel: “Yo le quité las llaves, pero ella igual tenía llaves”

Argandoña: “¿Sabes qué yo lo hago no por intrusa? (risas del panel) Es porque siempre dejan las llaves, ‘¿y cómo entro?’. Y vamos con el cerrajero. Por eso le estoy cuidando las lucas y yo tengo unas de repuesto”

Tonka Tomicic: “¿Tu mamá se mete igual cuando tú estás en pareja?”

Kel: “Sí, antes era peor que ahora. Ha ido guardando ciertos límites”

Argandoña: “Sí, pero que el pastelito los has cambiado”

Kel: “Al principio era heavy. Ella es muy celosa. Cuando tengo una amiga que pasa mucho tiempo conmigo, o una pareja que pasa mucho tiempo conmigo, cae en desgracia. Siempre me dicen ‘yo creo que tu mamá me odia’. ‘No te sientas especial, porque le pasa a todos’.

Argandoña: “Es que no puedo cambiar”

Tomicic: “¿Te sapea? ¿Te ve la luz?”

Kel: “Pero si mi conserje un día me dice ‘señorita Raquel, ¿le digo la verdad? Yo ya no sé qué hacer’. Le digo ‘¿qué pasa?’. ‘Yo sé que usted nos pidió que no diéramos información de quien entra, quien sale de su casa, a su mamá, pero nos llama todos los días. Nos llama y nos interroga y nosotros no podemos hacer nada’”.

Argandoña: “Es que yo me preocupo, yo soy muy invasiva, pero ahora he sido menos”

Kel: “Porque tenía que fingir que no tenía llaves. Ahora yo he aprendido. Le digo ‘por lo menos no entres cuando yo esté ahí. Toca el citófono’. En realidad yo viajo mucho, mi casa está harto sola. Entonces, ahí es beneficioso. Fuera de eso, todo funcionando bien”.