*

Glamorama
Kel Calderón en la gala. FOTO: AGENCIA UNO

El duro traspié que vivió Kel Calderón con su vestido antes de la gala

Autor: C. Z. / 23 febrero, 2019

Kel Calderón tuvo un día complejo antes de la gala. La influencer sufrió con el vestido rojo que lució en la alfombra roja viñamarina horas antes de caminar por la alfombra roja.

“Más que no me quedara bien, el vestido estaba muy mal arreglado. Era un tema de encaje de vestido. Nada, es un estrés, porque hay muy poco tiempo”, reveló a Glamorama la hija de Raquel Argandoña.

Kel estuvo un rato al interior del casino de Viña, pero no se quedó a la fiesta y se fue minutos después, justo antes que entrara Vesta Lugg.

Esto comentó sobre el lapsus con su vestido y cómo lo solucionó:

Glamorama: ¿Cómo fue el proceso creativo para llegar a esta pieza?

Kel Calderón: “Mi vestido es de Marchesa. Lo compramos afuera, lo ajustó Pato Moreno acá en Chile, los guates los pedimos en Atsukokudo, una marca que se especializa en latex, desde Londres y las joyas son de Tiffany and Co”.

¿Cómo se siente con el vestido?

“Yo creo que todas las galas son estresantes para las mujeres sobre todo. Pero no, entretenido. Creo que cada año es un poco más fácil que los años anteriores. El año pasado estaba muy nerviosa, porque era primera vez que venía sola. Ya cuatro galas en el cuerpo”.

Nos contaron que tuvo un percance con el vestido.

“Todas esas cosas yo no las cuento, porque mi mamá es la que siempre anda contando esos entretelones. Pero yo no las cuento, por lo menos hoy. Mañana quizás podemos entrar a pelar, pero hoy día…”

¿Pero hubo algo que después lo solucionó?

“Lo mandamos a ajustar con otra persona y esa persona no lo hizo bien. Así que Pato Moreno llegó en mi salvación como siempre”

¿Cómo lo tomó en ese momento?

“Más que no me quedara bien, el vestido estaba muy mal arreglado. Era un tema de encaje de vestido. Nada, es un estrés, porque hay muy poco tiempo, uno siempre está contrarreloj. Pero la verdad es que gracias a Dios es que tengo un equipo sólido que, fuera de contener mis ataques de último minuto, lo solucionó”.