*

Glamorama
Carla Zunino en el Muy Buenos Días. IMAGEN TOMADA DE PANTALLA: TVN.

“Debe ser lo más doloroso que me ha tocado”: El sensible testimonio de Carla Zunino

Autor: F.V. / 13 agosto, 2019

Carla Zunino se sinceró como nunca en el Muy Buenos Días. Este martes, cuando hablaban del “baby shower” sorpresa que le hicieron a la Chiqui Aguayo, la periodista reveló un doloroso episodio que vivió el año pasado.

El tema surgió cuando Chiqui se refirió a la pérdida de un bebé en gestación que sufrió en julio de 2018. La humorista contó que vive una nueva oportunidad con su actual embarazo.

“Yo también tuve una pérdida…”, comentó Zunino tras las palabras de su compañera en el panel:

Carla Zunino: “Bueno, yo les voy a contar porque, en el fondo, nunca lo he contado. Yo te lo conté, Chiqui, también. Yo también tuve una pérdida, igual que la Chiqui, pero mucho menor, en el sentido que mi embarazo estaba mucho menos avanzado.

“Yo le contaba a la Chiqui… Uno, que me pasó lo mismo, cuando perdí a mi guagua. Era como que todo el mundo tenía mucho susto y muchas mujeres empezaron a abrir sus historias. Y decir… No sé… Estaba en la piscina del condominio y me decían ‘yo también tuve una pérdida, pasó esto y esto’.

“Dos: que uno nunca piensa en lo práctico… En el fondo, yo fui a ecografía con toda la ilusión, debo haber tenido como tres meses…”

María Luisa Godoy: “¿Y era tu primer embarazo?”

Zunino: “No, gracias a Dios. Ya el Facu estaba. El segundo. Y el doctor me dice ‘esta guagua no está creciendo lo que tiene que crecer. Y el corazón está latiendo a un ritmo menor’. En ese momento me vino pánico. Pocas veces he sentido terror en la vida. Fue el único momento que he sentido terror.

“Y se lo dije a la Chiqui. En el fondo, ¿qué va a pasar?. ¿Qué pasa si esta guagua se afirma?, ¿qué pasa si empieza a crecer en mí una guaguita que después me digan que es inviable y que no va a poder crecer?, ¿cómo le voy a explicar a Facu?, ¿qué decisión voy a tomar?

“Yo nunca había tenido tanta sensibilidad sobre el aborto, ni libre ni en tres causales, y por primera vez lo pensé. El doctor me dice ‘vamos a tener que esperar una semana más. Si sigue latiendo, se afirma o definitivamente se muere’. La peor semana de mi vida.

“Yo, a diferencia de la Chiqui, venía a trabajar todos los días y venía pensando ¿qué estará pasando?. Tú, en ese nivel de desarrollo del embarazo, no sientes nada todavía, no sientes si la guagua se mueve o no se mueve. Nada. Era esperar, esperar, esperar. Una eterna espera.

“Y cuando llegué a la ecografía de la semana siguiente, el doctor me dice ‘dejó de latir’. Y fue pánico. ‘¿Qué hago?. Doctor, ¿cuáles son las alternativas?. Tengo adentro mío una guaguita que se murió. ¿Qué hago?’. ‘Bueno, tienes tres opciones. Te tomas estas pastillas y abortas en tu casa. Podemos esperar a que sea una expulsión natural o podemos hacer un legrado’, que es el nombre técnico del aborto.

“Yo estaba en shock. Decía ‘no sé qué hacer, no sé qué es mejor, qué es peor’. No sabía cómo vivir ese proceso y me quedé paralizada. Dije ‘ya, voy a esperar y voy a dejar esto en manos de Dios, de lo que ustedes crean, de la energía. Voy a esperar la expulsión natural’.

“Empezaron a pasar los días. Pasaron cinco semanas y yo venía todos los días a trabajar. Mi jefe lo sabía, todos los días me decía ‘¿necesitas tomarte libre?’. Yo no quería ni pensar. Entonces yo ‘no, no, no’. Bloqueada.

“Hasta que, a la semana cinco, llegó mi prima y me dice ‘te voy a agarrar y vamos a partir al médico, porque no puedes seguir en la inacción’. Me llevó a su médico, porque justo mi médico andaba de vacaciones.

“Y llega su médico, me examina, me hace todos los exámenes y me dice ‘Carla, ni siquiera tiene ojo de que esto vaya a expulsarse. Así que te tienes que hacer un aborto. Te dejo hospitalizada y te lo hago’. La peor noche de mi vida, por supuesto.

“Yo creo que nunca había sentido tanto pánico. Y pánico en los dos escenarios, porque perder una guagua es fuerte, pero que esa guagua se hubiera afirmado para mí era un mundo”

Ignacio Gutiérrez: “¿Y eso es terror?”

Zunino: “Terror, terror, terror (se emociona). Debe ser lo más doloroso que me ha tocado…

“Te juro que es una decisión tan personal. Ninguno de los que estaba en mi entorno, por más que querían ayudarme, lograba entender la dimensión de lo que yo estaba sintiendo. Yo me acuerdo, al frente del doctor, llorando a mares, aterrada.

“Yo soy una mujer súper firme en general, súper fuerte y súper positiva. Pero ahí me desarmé. Yo me acuerdo que el doctor me miraba y, chuta, nunca me había visto así de desarmada” –MIRE AQUI EL VIDEO-.