*

Glamorama
Helhue Sukni en una imagen tomada de pantalla de una participación de la abogada en No Culpes a la Noche, en TVN, durante el invierno pasado.

Helhue Sukni: “Yo creo que la plata viene de la misma cosecha de drogas. Pero ese no es resorte mío, porque yo cumplo con mi labor de defenderlos…”

Autor: F. Lara / 13 enero, 2020

En Bienvenidos analizaron el problema del narcotráfico en Chile e invitaron a Helhue Sukni, la profesional de 53 años que se hizo conocida en los medios de comunicación como “la abogada de los narcos” y luego, por su llamativa personalidad, como panelista televisiva y personaje de Instagram.

En un momento de la conversación en el matinal de Canal 13 Sukni confesó que, en algunos casos, saca de la cárcel a sus clientes en dos meses.

Tras estos dichos, Polo Ramírez la interpeló por el origen de los dineros con que algunos de sus clientes involucrados en casos de drogas le pagan:

Polo Ramírez: “Hace bien su trabajo claramente como parte de este sistema, de esta industria. Porque finalmente con plata de esa misma industria le pagan sus honorarios, me imagino. No sé si la persona trabajará en otra cosa para poder pagarle los honorarios.

Sukni: “Los honorarios salen de ahí.

Polo Ramírez: “Obviamente. Finalmente usted es parte de este mismo sistema que tiene una operación que va desde el inicio de la producción, digamos, hasta la cárcel. Es un todo, que funciona de manera…”

Sukni:” ¿Qué me estai diciendo Polo?

Ramírez: “Que forma parte de la misma industria”

Sukni: “O sea el Polo me está pelando como me pelan los de La Red, que no voy más… O sea, no he ido nunca, pero no les doy cuñas a esos”

Ramírez: “No estoy pelando. Se lo estoy diciendo en su cara”

Sukni: “Sí, me lo estás diciendo en mi cara, igual que esos que me pelan. Pero no les doy más cuñas porque se pasan puro pelando…”

Ramírez: “No sé que harán otros, pero yo se lo estoy diciendo en su cara. Finalmente esta es una industria que es multimillonaria”

Sukni: “Pero dos más dos son cuatro, Polo. ¿De dónde va a salir la plata? Del mismo tráfico”

Ramírez: “Obvio. Es bueno dejarlo claro. Es bueno también que la gente pueda sacar sus propias conclusiones. Porque a mí lo que me preocupa es la señal que damos.

“A lo mejor a usted no le preocupa, pero a mí me preocupa la señal que le damos a la gente, que le damos como sociedad, como medio de comunicación. Porque lo que hace el narcotráfico en nuestra sociedad es tremendamente conocido, es tremendamente grave.

“Yo creo que hay que partir desde la afirmación de esa realidad, porque si no, uno empieza a confundirse, porque una persona tiene derecho a defensa es legítimo buscar cada uno de los resquicios y la justicia tiene que estar dispuesta a cada uno de los resquicios para que la persona quede en libertad o reciba la pena menor”

Tonka Tomicic:” Que responda Helhue el punto de Polo. ¿Cómo lo respondes tú Helhue sobre este cuestionamiento moral de ser parte también”

Ramírez: “No, yo no cuestiono moralmente. Simplemente estoy haciendo una descripción de lo que yo veo”

Tomicic: “De esta convivencia entre la legítima defensa y ser parte de un negocio también, de alguna manera. Eso plantea Polo. ¿Cómo respondes tú, Helhue?”

Sukni: “Yo lo planteo de la siguiente forma; Yo soy un abogado, como existen muchos abogados en Chile que, les voy a notificar ahora, todos defienden tráfico, porque antes les daba miedo porque se iban a la Controlaría General de la república y ahora les da lo mismo.

“He tenido que bajar los precios. Cobro dos chauchas ahora, porque ahora todos defienden tráfico.

“Se creó la Defensoría Penal Pública, que se creó el año 2000, porque empezó en La Serena y empezó en Temuco, en donde a cualquier sujeto, sea bueno malo, culpable o inocente, el Estado le proporciona un abogado.

“Por lo tanto, el abogado ese vive de lo que le paga el Estado y, a su vez, defiende a la gente igual como la defiendo yo. Con la diferencia de que yo los defiendo y cobro particular porque yo nunca he trabajado apatronada de nadie, porque no me gusta que me manden. Y nada poh.

“Pero resulta que una persona particular tiene que pagar oficina, estacionamiento, lápiz, comprarse hojas, pagar secretaria, etc. Esa es la gran diferencia.

“No es que uno esté metida dentro de la industria. Si tú quieres que yo sea honesta, yo creo que la plata viene de la misma cosecha de drogas. Pero ese no es resorte mío, porque yo cumplo con mi labor de defenderlos. Y así como me pagan a mí, les pagan a montones de personas más”.