*

Glamorama
Karen Doggenweiler y Marco Enríquez-Ominami en la campaña presidencial de 2017 en una foto de archivo de Agencia Uno.

Karen Doggenweiler: “Me hubiera encantado ser Primera Dama y lo hubiera hecho la ra…”

Autor: C. Z. / 19 octubre, 2020

Karen Doggenweiler fue la invitada de este fin de semana al programa Domingos Dominicales, conducido por los periodistas Felipe Bianchi y Mauricio Contreras y emitido a través de YouTube.

La animadora de TVN se refirió a su carrera en el canal público, sus comienzos y habló también de sus romances juveniles.

En la conversación abordó el tema de la política. Marco Enríquez-Ominami, con quien lleva más de 17 años de matrimonio, fue candidato presidencial en tres oportunidades desde 2009. Esta fue parte de la conversación:

Felipe Bianchi: “¿Y una carrera propia política? ¿Lo pensaste alguna vez?”

Karen Doggenweiler: “¿Carrera propia? No algo que pudiera, no sé, un cargo de elección popular como con pedir votos yo creo que no. No me gusta ese Congreso, Felipe. No me gusta para nada. El hemiciclo no es lo mío, ni como diputada ni como senadora”

Mauricio Contreras: “¿Y alcaldesa?”

Doggenweiler: “No, yo creo que no. No sé. No creo en esa cosa. No me gusta esto de estar yo ahí, pero sí me hubiera encantado hacer el rol de Primera Dama. Hubiese hecho algo completamente distinto, más moderno. Yo creo que es muy difícil gobernar de todas maneras, pero sí tenía muchas ideas.

“Me hubiera encantado ser Primera Dama. Cuando uno pone sus convicciones, sus sueños, ganas en algo, en un proyecto donde se la juega, y evidentemente me hubiera encantado y lo hubiera hecho la raja”

Contreras: “Karen, te sale tan sencillo y tan genuino el ‘lo hubiera hecho increíble como Primera Dama’. Y eso tiene que ver, primero que todo, porque tú no eres un animal político. Tú no has sido nunca una persona con aspiración política, sino que la vida te fue llevando a eso. Y cuando te escucho hablar, tu dices ‘lo hubiese hecho increíble, con ideas geniales’. No hubieras sido una figura decorativa.

“Te hubieras puesto los bototos, la chaqueta, habrías salido, porque conoces la realidad. Y a mí me pasa, no sé si Felipe está de acuerdo, que al final es increíble que nos hemos llenado de políticos que no tienen ninguna idea ni tampoco ningún power. Y de repente tenemos gente como la Karen, que tiene todas las ganas del mundo, pero que no depende de ella, porque la elección la tiene que ganar Marco por votos. Y nos perdemos gente que quiere aportar. Me sorprende mucho que me lo digas con tanta seguridad y sencillez. ‘Yo lo hubiera hecho increíble como Primera Dama’. Te felicito, Karen”

Doggenweiler: “No, te agradezco a ti. Fue con sinceridad, pero es evidente. Como que está tan penalizada la ambición. Los chilenos somos como ‘me encantaría animar’ no sé qué, en distintos ámbitos. Pero es evidente si uno está postulando a algo y es un ticket con alguien uno se la juega y sería raro que no tuviera un programa de Gobierno.

“Y en el caso de Marco, aborda los temas que le interesan a los chilenos. Y cómo no sentirme orgullosa, siendo hijo de esta ruptura que hizo, poniendo los temas que a la gente le interesa hablar, y cómo no sentirme orgullosa de haber estado a la par con él remeciendo a los chilenos y pagando muchos costos por toda esta ruptura. Yo creo que lo hubiese hecho muy bien él y muy bien yo, con el compromiso.

“Pero es lo mismo que les pasa a ustedes, cuando les pasan un programa o se la juegan por un proyecto, a uno se le va la vida en eso. Somos una generación súper matea y aplicada, y cómo no, si hay ilusiones y los sueños de la gente que está ahí. Uno lo da todo. Uno trabaja de manera incansable”.