*

Glamorama
Daniela Palavecino y Santiago Tupper en una foto de archivo publicada por stgo2night.cl

“Fue el divorcio más buena onda del mundo. Súper conversado y viendo lo mejor para los dos…”: los buenos recuerdos de Daniela Palavecino sobre su ex marido el actor Santiago Tupper

Autor: Equipo Glamorama / 26 enero, 2021

La vida de Daniela Palavecino dio un giro. La actriz y comediante de 37 años se fue a Estados Unidos, donde conoció al también actor de origen ruso Deniss Rakovich. Se casaron y hoy viven allá junto a la hermana de ella.

En un contacto con el programa de entrevistas que Martín Cárcamo emite por Instagram a la hora de almuerzo, Palavecino se explayó sobre este cambio y destacó la buena relación con su ex marido el actor Santiago Tupper.

Estas fueron parte de sus palabras:

“Pasó que yo me vine definitivo. Después estaba grabando Master Chef Celebrity, que fue lo último que grabé en televisión, terminé y me vine a Los Ángeles. Y desde ahí estoy definitivo acá.

“Pero pasó porque mi hermana vive hace diez años en Estados Unidos. Mi hermana estudió música en Chile, es más chica que yo, tiene dos años menos, y estudió teatro musical en Nueva York. Y como que siempre nos vimos entre medio de esos diez años. Yo la venía a ver, después ella dijo ‘quiero irme a vivir a Los Ángeles’, porque le empezó a gustar lo audiovisual y acá está la industria del cine.

“Y yo estaba casada antes, me separé, estaba casada con un actor, con Santiago Tupper, con quien manejo la mejor de las relaciones y nos tenemos mucho cariño. Yo digo siempre ‘fue el divorcio más buena onda del mundo’, fue súper en buena onda. Y siempre fue en buena onda, siempre fue súper conversado y viendo lo mejor para los dos. La gente dice ‘es que claro, no hubo hijos o no llevaban tanto tiempo’. Pero yo lo veo como ‘somos bacanes’.

“Nosotros nos separamos a principios del 2018, yo estaba terminando de grabar una teleserie y apenas terminé llamé a mi hermana y le dije ‘quiero ir a verte, de vacaciones’. Y empecé durante dos años a viajar de a poquito, vine a verla, el primer mes que vine fue puro carrete, puro pasarlo bien.

“Y fue como el reencuentro de las hermanas, porque fue como pillarnos las dos ya profesionales, las dos trabajando, yo muy activa en redes sociales, entonces empezamos a hacer contenido juntas. Y fue súper lindo este reencuentro de ‘hace diez años que no vivimos juntas, nos llevamos tan bien y podemos trabajar juntas y hacer contenido juntas’.

“Por otro lado este mundo de Los Ángeles a mí me atraía mucho, la gente es muy abierta de mente, hay una industria para los artistas gigante y muchas culturas distintas. Era todo muy atractivo. Durante esos dos años estuve viendo en Los Ángeles y en Chile, sin haber tramitado ni una visa ni nada, pero me venía a instalar acá dos meses. Decidí no tomar proyectos largos en Chile, porque quería estar en esa. Hasta que en un minuto dije ‘listo, yo me voy’”.