*

2164547.jpg

Conocida periodista denigrada en programa radial responde: «Son poco hombres»

Autor: admin_copesa / 12 agosto, 2015

Constanza Ganem es una de las panelistas y noteras de farándulas más conocidas. Ha estado en diferentes canales y programa emblemas del estilo, hoy en Primer Plano. En su reporteo ha enfrentado en directo el enojo de personajes como Kike Morandé o Raquel Argandoña. Pero nunca le tocó escuchar públicamente el estilo de las frases sobre ella que lanzaron este martes en el programa Republicanos de Radio Tiempo –MIRE AQUÍ TODO LO QUE DIJERON DE LA NOTERA-.

 

“Si tuvieras la oportunidad, ¿penetrarías a Conty? ¡Sabemos que no es Josefina Montané! Lo bueno es que Conty es más barata que una bailarina argentina. Te va a salir más barato. ¡Pero si estuvo con Yerko Avalos, poh!», fue solo unos de los dichos pronunciados por el actor y director de cine Sebastián Badilla.

 

Al final de la transmisión –ACA EL AUDIO. VAYA AL MINUTO 01.32.00– el espacio, con los conductores Pato Sotomayor y Jorge Pomar, realizó un contacto telefónico con la periodista. Allí le pidieron disculpas en un ambiente de más tandeo y bromas, a pesar de que ella se mostraba seria y ofendida. Estas fueron algunas de sus palabras:

 

“Es una falta de respeto lo que están hablando en su programa de radio. Creo que así no se debe tratar a una señorita, menos a una amiga de Pato. Y que Pato no me defienda lo encuentro insólito”.

 

“Me han llegado comentarios bastante malos, porque un primo mío y un amigo están escuchando su programa, más los mensajes de Twitter… Los tres personajes que están ahí son bastante poco hombres con una señorita y ahora, que estoy hablando por teléfono, especulan… ‘Que yo no he hablado mal de ti’, ‘yo tampoco’. Lo encuentro insólito. Por último tengan los pantalones bien puestos y repitan todo lo que estaban diciendo”.

 

“Encuentro vergonzoso lo que están hablando, Sebastián Badilla. Tú, cada vez que me pedías por Twitter que te retuiteara el tema de tus peliculitas, trataba de ayudarte, sin conocerte, porque te he visto, creo, como dos veces en mi vida. Te ayudaba. Pero ahora, después de esto, y que Pato, mi amigo, no haga nada al respecto, es una falta de respeto. Lo encuentro impresentable. Estoy muy sentida”.

 

“Muerto de la risa. Así no se trata a una señorita. De verdad. Si ustedes tratan así a una señorita, me imagino la educación que les dieron. Dejan mucho que desear, porque ustedes tienen hermanas y madre”.