*

Glamorama
Adriana Barrientos en una foto que comparte en su Instagram @leonabarrientos

«Empecé a hacer yoga y en seis meses bajé quince kilos. Es una cosa que no lo podía creer…», cuenta Adriana Barrientos

Autor: C. F. R. / 12 septiembre, 2021

«Empecé a hacer yoga y en seis meses bajé quince kilos. Es una cosa que no lo podía creer», le contó Adriana Barrientos a Pamela Díaz en Sin Editar.

Las figuras, protagonistas de la época peak de los espacios televisivos de farándula, cuando tuvieron diferentes enfrentamientos -en una ocasión una empujó a la otra sobre la pasarela-, se reencontraron en el espacio que Díaz emite por su canal de Instagram.

El rostro de Me Late y Mochileros protagoniza conversaciones de media hora en tono relajado y lúdico en esta producción en su canal de YouTube.

Díaz y Barrientos no se veían desde hace cinco años, cuando grabaron un comercial, junto a Kenita Larraín, para una marca de telefonía.

Su diálogo fue de anécdotas y risas y Barrientos habló de su cambio físico:

«Todos los días hago yoga. Me sentía triste. Me pasaba todo el día disconforme con mi vida. ‘Pucha, que esto’, que lo otro, que aquí y allá. Siempre buscándole las cinco patas al gato. Aparte que en la pandemia engordé heavy para lo que era yo. Subí siete kilos de como estaba.

«Y empecé a hacer yoga y en seis meses bajé quince kilos. Es una cosa que no lo podía creer. Quemo alrededor de 400 calorías Es un video de yoga que dura una hora y cuarto, son cerca de 400 calorías. Para que te hagas una idea, cuando subes el Manquehuito quemas 500 calorías»

Pamela Díaz: «Yo me he tomado el Manquehuito…» (ambas ríen)

Barrientos: «Todos los días una hora y cuarto y hasta una hora y media»

Díaz: «Te vi, por ejemplo, en el baile (Fiebre de Baile, en CHV, 2012), y tenías cero coordinación en algunas cosas. Te juro que yo el otro día hice yoga, con la Katyna Huberman en Pichilemu. Y no pude hacerlo. Imposible»

Barrientos: «Las primeras veces no daba una, pero ya al segundo mes ya empiezas a ver cambios. El primer mes estás las dos primeras semanas dando la hora, pero la tercera semana, imagínate, durante seis meses una hora y media todos los días, aprendes».