*

1712140.jpg

Director Mauricio Correa reveló los secretos de Camiroaga animando el Festival

Autor: admin_copesa / 1 marzo, 2013

La imagen de Felipe Camiroaga sigue latiendo en el corazón de Buenos Días a Todos. Hoy, Mauricio Correa, director del matinal, entregó inéditos detalles de la preparación del recordado rostro de TVN durante la conducción del certamen, junto a Soledad Onetto, en 2009 y 2010.

 

Correa contó que el itinerario partía muy temprano. “Lo despertaba su nana y mano derecha, Rosa Elena. Después del desayuno, nos íbamos a reunión de pauta con los dos animadores, donde revisaban el libreto, hasta la otra reunión, a eso de la 1 de la tarde”, explicó.

 

El director afirmó que Camiroaga almorzaba liviano. Ensayaba juntos hasta las tres de la tarde, para después dormir 1 hora de siesta. “Lo obligábamos, cerrábamos todas las ventanas”, reveló. Más tarde, accedía a una sesión de masajes y de peinado, a cargo de Olga Curiche, la misma que peinó a Michelle Bachelet en su periodo presidencial.

 

“Después venía la ducha, lo que era un recreo: le gustaba poner canciones de Sandro, otro día canciones de Pedro Vargas, otro rancheras, corridos mexicanos, todo tipo de canciones. Y ahí cantábamos”, agregó el director del matinal.

 

Destacó que el conductor, fallecido en 2011 en el accidente aéreo de Juan Fernández, ocupaba la tarde para estudiar. “Nos encerrábamos en una salita a ensayar y repasar. Y  había un libreto de lo que había que decir, eso sí se respetaba. Pero Felipe decía ‘yo quiero decir esto, con esta información’, y él trabajaba con su computador, armando lo que iba a decir en la Quinta… A las 8 de la tarde iba a otra reunión en la Quinta, con todas las intervenciones aprendidas y cómo las había alterado. Pedía si las podía alterar, y el director siempre accedía”, detalló.

 

Ya en la Quinta, el gran rostro de TVN se vestía junto a su diseñador, Sergio Arias, quien cuidaba cada detalle del traje hasta el final. “Después de eso, repasábamos durante 5 minutos todo lo que iban a decir en la obertura. Tras eso, salían ‘Sole’ (Onetto) y él, y se iban juntos al escenario”, continuó.

 

“Ellos (Onetto y Camiroaga) trataban de ir generando situaciones que fuesen divertidas para el público. Por ejemplo, ponerse ‘bing-blines’ cuando actuaba Daddy Yankee. Cuando se presentó Américo le dije: ‘Trata de salir en pantalla’. Están ahí grabadas esas situaciones, y que nosotros preparábamos con el director. Funcionaban y salían”.

 

“Felipe no galleteaba absolutamente nada. Las cosas le funcionaban y le resultaban. Camiroaga va a ser el mejor de los mejores, siempre. Absolutamente”, concluyó Correa.