*

Glamorama
Lucila Vit y Natalia Mandiola en una imagen de archivo tomada de la web, y en una foto del archivo Glamorama, respectivamente.

“Sé que amigas-amigas no eran… Me imagino que la idea de filtrarlo desde la otra parte es por un resentimiento y una rabia”, comenta Carolina de Moras sobre Nati Mandiola, Lucila Vit y el romance de esta con Rafa Olarra

Autor: Equipo Glamorama / 2 enero, 2021

“Yo me voy a meter acá en esta pelea. Yo entreno con la Lú, entonces sé harto de la Lú”, cuenta Carolina De Moras refiriéndose a Lucila Vit y el romance de esta con Rafael Olarra, a semanas de que el ex futbolista terminara con Natala Mandiola.

La periodista Cecilia Gutiérrez dio a conocer la relación durante una emisión en vivo por su Instagram.

La profesional comentó que la figura fitness era amiga de Natalia Mandiola, última ex polola de Olarra, con quien el deportista se iba a casar, y habló de un supuesto “triángulo”.

Al día siguiente la misma Gutiérrez hizo público que Olarra la contactó para aclarar que Vit y Mandiola no era amigas, solo buenas conocidas, y que él no fue infiel a su ex novia.

En tanto, ahora la periodista y Carolina de Moras se refirieron al asunto durante una conversación en el espacio de entrevistas que la animadora emite por Instagram durante las mañanas:

Carola de Moras: “Hay tanta gente que hoy día habla de farándula pero muchos son insidiosos en inventar cosas que no existen. Doy fe de que eres una mujer súper preparada, investigas, llamas por teléfono y me gustó mucho lo que pasó con la Lucila, que dijiste ‘yo tenía esta información y ahora me equivoqué’ y das pie atrás.

“Lo encuentro súper bien y hay que rescatarlo porque también una persona se puede equivocar en algo que dice, o puedes decir que ‘esta información me la entregaron directamente y la persona que me la entregó la hizo con una intención’. Es bueno poder retroceder cuando uno es especialista en farándula”

Cecilia Gutiérrez: “Es súper importante dar el derecho a réplica porque es súper fácil hablar desde un lado y no escuchar el otro. Por ejemplo, en el caso de la Lucila, ella dice ‘yo no soy amiga de esta niña (de Mandiola), nunca fui amiga’. Y yo le digo ‘uno obviamente asume que eran amigas porque hay muchas fotos en Instagram, compartían cenas, eventos, trabajos, qué se yo… Había fotos cenando con sus parejas’. Uno asume que hay una relación de amistad.

“Y si la primera fuente dice ‘no somos amigos’, no tengo por qué no creerle. Entonces evidentemente hago una rectificación”

De Moras: “Yo me voy a meter acá en esta pelea. Yo entreno con la Lú (Lucila Vit, entonces sé harto de la Lú. Y sé que amigas-amigas no eran (con Mandiola). Sí trabajaban juntas, no sé si eso es ser tan amigas, y que claramente a veces trataban de juntar parejas y cosas por el estilo. Pero eso no significa que eran amigas y hace mucho rato que ya habían dejado de verse y hablarse.

“Ella estaba muy complicada en un principio cuando empezó a aparecer esta oportunidad amorosa (con Olarra) por lo mismo, porque decía ‘pucha…’ Y la Lú es súper preocupada, trata de mantener todo en silencio, no te suelta el nombre del lolo con que está pinchando ni aunque la amarres.

“Entonces fue súper fome cuando apareció esto y me imagino que la idea de filtrarlo desde la otra parte es por un resentimiento y una rabia. También hay celos entre mujeres”

Gutiérrez: “Lo que a mí me dio más un poquito de rabia fue que la gente empezó a tirarle muy mala onda en las redes sociales. Entonces, cuando hice un video, lo hice precisamente diciendo eso, ‘oye, no vayan a dejarle mala onda a la Lucila’, porque la gente con eso es súper severa. Las redes sociales te dan esa libertad de poder decir lo que sea bajo la impunidad de un nickname, una foto falsa o un perfil que no existe.

“Obviamente ella debió haber estado súper complicada. A todos nos ha pasado. Todos tenemos haters en las redes sociales y chuta qué lata es leer comentarios negativos impunemente, porque si uno se pone a responder todo, se te va la vida, el ánimo y terminas deprimido, porque de verdad que la gente que es muy, muy mala onda”

De Moras: “Estamos hablando de la farándula y nos detuvimos en este capítulo porque, como yo entreno con ella, la conozco mucho y sé como vive ella las cosas. Y tampoco somos amigas íntimas. Entrenamos, nos juntamos, hablamos. He salido a comer con la Lú, tenemos una amiga en común que la amamos”.