*

Glamorama
Cristián de la Fuente en una imagen que comparte en su Instagram @iamdelafuente

«Lo único que hice fue vender dos cosas que eran mías a la Tonka y eso fue todo lo que yo me involucré con eso…», recalca Cristián de la Fuente

Autor: Equipo Glamorama / 25 junio, 2022

«Como diría el Bombo Fica, es sospechosa la weá», comentó Cristián de la Fuente refiriéndose a la situación que vivió con La Red.

El actor se querelló contra ese canal luego de que en su página web publicaron un reportaje sobre la investigación a una banda de tráfico de relojes de lujo en la cual aparece mencionado Marco Antonio López «Parived».

La crónica del sitio de La Red decía que «entre los nombres aparecidos en el caso también se encuentra el actor Cristián de la Fuente, quien habría sido uno de los compradores de especies robadas».

La figura de películas como Driven y Vampires negó la información. Aclaró que, en realidad, lo que ocurrió fue que «hace más de un año me contacté con el señor Daniel Goñi (joyero) para encargarle la venta de dos relojes de mi propiedad… Según lo que me informó el señor Goñi, los relojes los quería Tonka».

El actor ganó la querella contra el canal público.

Hace unos días De la Fuente estuvo en Pero Con Respeto, late de Chilevisión donde se refirió al asunto. Esta fue la conversación:

Julio César Rodríguez: “Te tocó la cuestión mediática de los relojes”

Cristián de la Fuente: “La de tu amigo Gutiérrez” (Se refiere al periodista Víctor Gutiérrez, director de La Red que salió del puesto hace un par de semanas)

Rodríguez: “Sí, es mi amigo, no voy a renegar de los amigos. No tenemos que mezclar las cosas”

De la Fuente: “No poh, con respeto”

Rodríguez: “Entonces te toca esta cosa de los relojes”

De la Fuente: “Como el cuento del tío: yo lo único que hice fue vender dos cosas que eran mías a la Tonka y esa fue todo lo que yo me involucré con eso. Entonces que me metan que compré relojes, que eran falsos o robados o que eran Rolex…

“Hasta el día de hoy en Twitter tengo unos amigos con arbolito que me mandan mensajes cariñosos, ‘estás dando la hora weón…’ O cuando le robaron a la Sarika Rodrik, ‘véndele al De la Fuente la ropa…’  Además igual son creativos. Igual los leo.

“Pero te metes es una cuestión que no tienes que estar metido. Y después a la periodista yo le mando las resoluciones de los tribunales por WhatsApp y se enoja, me dice que la estoy hostigando”

Rodríguez: “¿Pero qué pasa con esto? Porque lo tuyo no tiene que ver con la política”

De la Fuente: “No sé. Yo me he tirado a ciertos grupos encima porque he hablado a favor de carabineros, que voy a seguir hablando a favor de carabineros y hasta el día de hoy vemos que el gobierno dice que hacen falta más carabineros.

“Yo me tiré, en mi opinión, que los constituyentes no iban a hacer un trabajo, y creo que no han hecho un buen trabajo. Creo que esa constitución que hicieron no nos representa. No es una constitución que nos vaya a unir”

Rodríguez: “¿Pero tú piensas que por esas declaraciones se exacerbó tu tema con los relojes?”

De la Fuente: “Puede ser. No tengo por qué pensar que no”

Rodríguez: “Pero, disculpa, métete en la cabeza de los periodistas, hay una investigación y sale tu nombre”

De la Fuente: “Y a varios periodistas les llegó esa información porque alguien habló, en una carpeta que estaba cerrada, que salía mi nombre, y todos trataron de corroborarlo. Y todos lo corroboraron y quedó ahí y murió.

“Pero ellos asumieron (en La Red) y publicaron algo que era mentira sin corroborarlo. Y eso es hacer daño. Y después yo les pedí, acudiendo a la ley de prensa, les mando la ratificación para que la pongan y no lo quisieron hacer.

“Después los demando para que tengan que hacerlo, no lo quieren hacer, apelan, pierden la apelación, entonces obviamente hay una mala leche por detrás. Porque si es simplemente un error tú dices ‘sorry, compadre, ya, ahí está, ahí quedó’.

“Pero si tú sigues, sigues, sigues, es porque hay algo, ‘a este me lo quiero cag…’ Hay algo que me genera, no es que sea verdad o no, pero como diría el Bombo Fica, es sospechosa la weá.

“Me genera una suspicacia. Porque (la información) llegó a Mega, a Publimetro, a distintos diarios, y los periodistas dijeron ‘esto no está corroborado, no lo puedo publicar’. El único canal, el único medio, que lo publicó, fueron ellos”.