*

Glamorama
Margot Kahl y Coco Legrand en Por Fin Es Lunes, Canal 13, en 2002. Foto del Archivo Histórico / Cedoc Copesa.

«No fue una mala decisión. Son cosas que suceden. Y los malos minutos de la vida son un sabio profesor para muchas cosas…», reflexiona Margot Kahl sobre su experiencia en Canal 13

Autor: Equipo Glamorama / 22 septiembre, 2022

«No me quería ir de TVN», afirmó Margot Kahl sobre su cambió a Canal 13 en 2022, tras 18 años en el canal público.

En octubre la conductora regresa a TVN tras dos décadas. Lo hará en el espacio  Hoy Se Habla, a las 15 horas.

En tanto, en una entrevista en El Mercurio recordó su experiencia de un año y medio en Canal 13, donde decidió terminar su contrato por anticipado. «El dolor más grande mío, si es que tuve alguno, fue tratar de entender lo que los seres humanos eran capaces de hacer con otro», manifestó.

En Buenas Noches a Todos, también tocaron el tema:

Eduardo Fuentes, conductor del late de la señal pública: “Dijiste sobre tu paso, saliendo del canal nacional a Canal 13, que fue una experiencia ‘dolorosa, triste’”

Margot Kahl: “Sí. Esas experiencias uno las vive en distintos trabajos. Todo el mundo la ha vivido en algún trabajo alguna vez. No es una experiencia, porque me preguntan si me marcó profesionalmente, para nada. Todo lo contrario. Siempre me he sentido bastante segura de lo que hago y la forma en que lo hago.

“Personalmente fue duro, porque 20 años antes, 18 de ellos en TVN, nunca había vivido esa forma de relacionarse, de trato. Todo lo contrario. Siempre estábamos en equipos muy nutritivos, cuidadosos”

Fuentes: “¿Qué sentiste? ¿Qué viviste ahí que fue tan chocante?”

Kahl: “El no ser bienvenido en un lugar. Cosa curiosa, porque había negociado tres veces antes con Canal 13 y me demoré un año en aceptar esta propuesta.

«No me quería ir de TVN. Tenía ganas de hacer programas periodísticos. El matinal, yo ya me estaba acostando más temprano que mis propios hijos, que empezaron a crecer. Tenía ganas de explorar otras cosas.

“Es inexplicable que a uno lo contraten y en tu reunión de bienvenida te den a entender que no te quieren ahí. Tienes un contrato de cinco años y no sabes qué hacer con él”

Fuentes: “¿Así fueron? ¿’Bienvenida, pero…’?”

Kahl: “’Pero nos parece que tú eres, tal vez, quizás, demasiado creíble…’”

Fuentes: “‘Demasiado creíble’. Es como un argumento de ‘no eres tú, soy yo’. Una cosa como ‘eres demasiado buena para nosotros’”

Kahl: “¿Pero sabes qué? Han pasado 20 años. Esto está súper atrás. No es algo que yo sienta que me haya marcado especialmente.

“En el minuto reconozco que lo pasé muy mal. Se decían un montón de cosas sobre mí. No sé de dónde. Cosas que uno no puede defenderse, porque una vez que uno sale a público…

«Hoy en día menos, con redes sociales, no queda otra que quedarse callada y que el tiempo diga lo suyo. Yo creo que eso es lo que pasó aquí.

“Y además de los fracasos uno aprende muchísimo, aunque no lo haya sentido profesionalmente como eso, pero profesionalmente indudablemente fue doloroso”

Fuentes: “¿Fue una mala decisión?”

Kahl: “Es que siempre doy el ejemplp: si uno decide ir a Viña, y en la mitad del camino tienes una pana de auto, ¿va a ser una mala decisión haberte ido a Viña? No. Te sucedió un accidente. No fue una mala decisión. Son cosas que suceden. Y los malos minutos de la vida son un sabio profesor para muchas cosas”.